La Cámara Provincial elimina la tasa solidaria

0
409

En la tarde de hoy martes 3 de diciembre en las instalaciones de la  Casa de la Provincia se dio  el segundo y último debate de la ordenanza que regula el sistema de gestión vial en la provincia del Azuay, y con 17 votos a favor y uno en contra se elimina la tasa solidaria. Esta estará vigente hasta el 31 de diciembre del 2019.

De los 24 consejeros, estuvieron 16. Entre los faltantes el alcalde de Cuenca, Pedro Palacios y el alcalde de Ponce Enríquez, Baldor Bermeo.

En un primer encuentro de discusión el pasado 27 de noviembre para que se reforme y codifique la ordenanza se registraron 17 votos a favor, 5 en contra y uno blanco como resultado.

Mantener los recursos para los Gobiernos Autónomos Descentralizados (GAD) sin tocar el “bolsillo de la población” fue el argumento de los que apoyaron la eliminación de la tasa solidaria.

Los representantes de transportes del Azuay argumentaron  estar perjudicados con el impuesto que se paga en la matriculación de los vehículos.

El prefecto Yaku Pérez intervino explicando que las razones que primaron para la eliminación está el valor que deben pagar las Juntas Parroquiales Rurales para acceder a los recursos que deja la tasa solidaria, que es del 30% como contraparte y un 10% por gastos administrativos.

La mayor parte de alcaldes del Azuay, entre ellos los de Sígsig, Santa Isabel, Sevilla de Oro, San Fernando, Chordeleg y Cuenca (Marisol Peñaloza fue la designada por Pedro Palacios para que represente al Municipio) apoyaron la propuesta de campaña de Yaku Pérez.

Los consejeros que no estuvieron a favor de la reforma fueron los alcaldes de Ponce Enríquez, El Pan, Nabón; el presidente de la Junta Parroquial de San Rafael Sharug (Pucará), y la viceprefecta Cecilia Méndez, quien fue interrumpida varias veces por el público que acompañaba a Pérez por su postura y por su intervención.

Méndez fue la primera en mostrar su rechazo a la eliminación de la tasa solidaria. Explicó que el impuesto debería mantenerse porque es “propio” y los recursos que pretende destinar la Prefectura para reemplazar la tasa provendrán del 12 % del dinero que entrega el estado ecuatoriano, es decir, que los GAD Parroquiales dependerán del presupuesto que entrega el Gobierno.

“Tengamos muy en cuenta que estamos reasignando el 100 por 100 de los recursos que vienen de la tasa solidaria…Nosotros estamos reasignando los recursos propios para someterlo al proceso del presupuesto general del Estado”, dijo Méndez.

Fuente: El Mercurio