El sector productivo pide 
levantar confinamiento por la afección económica

0
821

Suspender el confinamiento y en contraparte aplicar más pruebas de diagnóstico y masificar la vacunación, fue el pedido hecho ayer por las Cámaras de la Producción a nivel nacional, con el respaldo de la Federación Médica Ecuatoriana. Los gremios sostienen que la medida no ha logrado reducir los índices de contagio, pero afectan a la economía.

Carlos Loaiza presidente Cámara de Comercio de Quito y el presidente de la Federación Médica, Santiago Carrasco, presentaron a nombre de los gremios un manifiesto al Gobierno Nacional con alternativas al confinamiento.

Piden suspender los confinamientos y en contraparte fortalecer el sistema de salud, avanzar con el plan de vacunación y masificar el testeo para soluciones focalizadas en aquellos lugares donde el virus tenga mayor incidencia.

Piden al nuevo Gobierno la conformación de una mesa técnica tanto del sector salud como del sector privado, que permita una reactivación económica con el apoyo de la Federación Médica Ecuatoriana. “La economía y la salud van de la mano” dijo Carrasco.

A nivel local, el efecto del confinamiento para el sector de la manufactura ha tenido su propia realidad. “Todas las empresas salvo las comerciales están activas produciendo, por ejemplo en el sector de la cerámica se trabaja 24 horas los siete días de la semana”, dijo Andrés Robalino, presidente ejecutivo de la Cámara de Industrias, Producción y Empleo (CIPEM).

La Cámara también representa al turismo y al comercio, sectores en los que, según Robalino, el impacto “ha sido complicado”.El turismo es el sector más afectado por la pandemia, los hoteles no reciben la misma cantidad de turistas porque las personas prefieren no salir de sus casas, mientras que el comercio ve caer sus ventas del fin de semana, días de mayor actividad en sitios como, por ejemplo, centros comerciales.

Robalino coincide en que las salidas efectivas a la crisis sanitaria son el testeo y vacunación masiva, acciones en las que el sector productivo está dispuesto a ayudar a través de la logística. “En la CIPEM están presentes 147 empresas, lo que representa 70 a 80 mil empleados directos que podrían ser inmunizados en las instalaciones de las propias industrias”, afirmó.

Espera que el nuevo Gobierno acoja el pedido de las cámaras y logre una vacunación masiva en los primeros 100 meses de Gobierno, que permita hasta agosto de este año tener al 80 % de la población vacunada y empezar “un verdadero plan de reactivación”.

Mientras el pedido es analizado por las autoridades, el confinamiento aún no resulta efectivo para reducir la ocupación en las camas de las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI). Ayer, Miriam Silva, directora del Consejo Cantonal de Salud, informó que las unidades de atención a pacientes críticos de COVID, en Cuenca, continúan saturadas y pidió a la población no bajar la guardia ante la ola de contagios.

Fuente: El Mercurio