Coronavirus: El mundo se enfrenta a la mayor crisis de empleo desde la Segunda Guerra Mundial, advierte la OIT

0
380

Unos 1250 millones de trabajadores están en riesgo de despidos o de reducción de salarios por la crisis desatada por la pandemia del coronavirus COVID-19. Es «la mayor crisis desde la Segunda Guerra Mundial», según la Organización Mundial del Trabajo (OIT).

El organismo, una agencia de la ONU, publicó un estudio este martes en el que afirma que la pandemia del nuevo coronavirus puede hacer desaparecer 6,7% de las horas de trabajo en el mundo solamente en el segundo trimestre de 2020, es decir el equivalente de 195 millones de puestos a tiempo completos.

Más de cuatro de cada cinco personas en la fuerza laboral mundial vive en zonas afectadas por cierres parciales o totales de negocios, indicó en un reporte la organización, apuntando a «un empeoramiento de la crisis con efectos devastadores» para las condiciones de trabajo.

Los países árabes y Europa se verán fuertemente afectados, debido a su población, pero en términos absolutos, es la región Asia Pacífico la que más padecerá la situación en este período del año.

Debido a los confinamientos, en la población activa mundial de 3.300 millones de personas, más de cuatro de éstas sobre cinco (81%) están actualmente afectadas por el cierre total o parcial de los lugares de trabajo, según la OIT.

Se necesitan iniciativas que garanticen empleos

Así 1.250 millones de trabajadores están actualmente empleados en sectores identificados como proclives a un riesgo elevado de alza «drástica y devastadora» de despidos y de reducción de salarios y horas trabajadas.

«Claramente necesitamos -y lo estamos viendo en el mundo- esfuerzos para estimular la actividad económica con políticas fiscales y monetarias expansivas, eso es absolutamente esencial», dijo Guy Ryder, director general de la OIT, en una rueda de prensa.

Ryder destacó iniciativas como los trabajos a tiempo parcial o medidas para reducir las horas de trabajo pero que de todas formas mantienen a las personas con una ocupación remunerada.

«Creo que hemos visto que varios países han tenido reacciones muy apropiadas que permiten a las empresas beneficiarse del apoyo público pero al mismo tiempo asumir la responsabilidad de retener a sus empleados y mantenerlos conectados a la empresa, y al mercado laboral», dijo Ryder.

La agencia de la ONU dijo que el total de desempleados en el mundo a raíz de la pandemia sería «significativamente mayor» a los 25 millones de personas estimado el mes pasado. Al comienzo de este año, había 190 millones de trabajadores desocupados en el mundo.

Fuente: El Universo