Ganar tercera etapa del Giro de Italia, ‘sueño realizado’ para el ecuatoriano Jonathan Caicedo

0
819

Objetivo cumplido para Jonathan Caciedo y restan 18 etapas para sumar más gloria en el Giro de Italia. El Venado dijo vivir «un sueño» tras imponerse en el ascenso al monte Etna, por la tercera jornada, un triunfo que tenía como objetivo principal en su segunda actuación en la Corsa Rosa.

Tras ocupar el puesto 108 en su debut el 2019, Caicedo regresó al Giro por una revancha, “orgulloso” de vestir el maillot tricolor de campeón nacional de ruta y contrarreloj.

La edición pasada fue de “aprendizaje”, con el Team EF Pro Cycling, pero el carchense se sintió en deuda: “Fue una gran experiencia el Giro, quiero volver a intentarlo”, decía tras la prueba.

En su preparación para este año, el ciclista de 27 años habló de las metas fijadas y de buscar protagonismo.

“Los objetivos no han cambiado, seguimos en busca de victorias, lo intentaremos en el Giro, queremos ser protagonistas”, le dijo a EL UNIVERSO en julio.

Caicedo arrancó la temporada como tercero de la general en el Tour Colombia, luego vino la pandemia y su preparación cambió, como a todos a nivel mundial; sin embargo, su agenda de competencias se vio más que reducida, con apenas tres carreras de preparación antes del Giro, incluido el Mundial de Ciclismo. Así, el tricolor llegó a la ronda italiana con solo diez días de competencia, entre Il Lombardía, Tirreno-Adriático y la justa mundialista, todos en Italia.

La escasa competencia no resintió su accionar. Empezó el Giro como el mejor latinoamericano y alcanzó el triunfo en la tercera etapa, en ambiente conocido: ascenso y lluvia.

El triunfo de etapa lo tuvo también cerca de vestirse de rosa, un segundo marcó diferencia, incluso centésimas en relación con Joao Almeida (Deceuninck) por el registro alcanzado en la contrarreloj inicial por el portugués, que este lunes se adjudicó el primer puesto de la general.

Caicedo cerró la etapa en 4 horas 2 minutos y 3 segundos, con Almeida a 1 min 3 s. En la general el portugués sumó 7 h 44 min 25 s, igual tiempo para el ecuatoriano; sin embargo, el registro de la primera etapa permitió a Almeida vestir la maglia rosa, por centésimas de segundo de ventaja sobre el ecuatoriano.

«Esto es un sueño. El año pasado veía muy lejos poder ganar una etapa. No lo puedo creer aún, esto es un sueño, un sueño hecho realidad», dijo en meta el ciclista carchense.

Aunque sin la maglia rosa, Caicedo subió al podio dos veces para premiación, primero como ganador de etapa y luego para vestir la maglia azzurra como líder de la montaña, con 40 puntos en su cuenta, una camiseta que la podría mantener los siguientes días por los trazados de las etapas, sin puertos de montaña de primera categoría. (D)

Fuente: El Universo