Hoy arranca diálogo entre gobierno y Conaie mediado por Conferencia Episcopal

0
263

El paro nacional en Ecuador cumple el jueves 30 de junio de 2022 18 días. A diferencia de otros, arranca con la esperanza de que el diálogo entre el gobierno y la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) desemboque en un acuerdo que termine la paralización. Hoy es un día decisivo. La Conferencia Episcopal Ecuatoriana (CEE) aceptó mediar el nuevo diálogo entre el Ejecutivo y las dirigencias de distintas organizaciones sociales, campesinas e indígenas.

La Conferencia convocó a las partes al encuentro a las nueve y media de la mañana. La mesa de conversaciones se instalará en un auditorio del  Seminario Mayor de Quito, en la avenida Colón y América.

Allí dialogará el gobierno con tres organizaciones: la Conaie, la Confederación Nacional de Organizaciones Campesinas, Indígenas y Negras (Fenocin) y el Consejo de Pueblos y Organizaciones Indígenas Evangélicos del Ecuador (Feine).

Son trece las personas que se sentarán en la mesa de diálogo, entre autoridades, dirigentes y miembros de la Iglesia:

  • Monseñor Luis Cabrera, presidente de la Conferencia Episcopal Ecuatoriana
  • Monseñor Alfredo Espinoza, vicepresidente de la CEE
  • Monseñor David de la Torre, secretario de la CEE
  • Francisco Jiménez, ministro de Gobierno
  • Leonidas Iza, presidente de la Conaie
  • Gary Espinoza, presidente de la Fenocin
  • Eustaquio Tuala, presidente de la Feine
  • Mauricio López, representante del Consejo Episcopal Latinoamericano
  • Juan Carlos Holguín, canciller del Ecuador
  • Hermana Digna Erazo, misionera Laurita
  • Padre Juan Cárdenas, rector de la Universidad Politécnica Salesiana
  • Padre Fernando Ponce, rector de la Pontificia Universidad Católica del Ecuador
  • Iván Correa, secretario de Administración Pública.

Tanto el ministro de Gobierno, Francisco Jiménez, como el presidente de la Conaie, Leonidas Iza, dicen buscar la paz y ponerle fin al paro nacional.

Estas más de dos sombrías semanas, han dejado al menos nueve personas fallecidas, más de 300 manifestantes heridos,  más de 100 policías y militares agredidos. Además, se reportaron al menos 155 ataques contra periodistas, documentalistas, y medios de comunicación. Al país le ha costado más de 600 millones de dólares. Durante el paro, además, el presidente de la República, Guillermo Lasso, enfrentó y sobrevivió a un intento de destitución.

Luego de que el gobierno nacional anunciara la suspensión del diálogo con la Conaie, tras el asesinato del sargento del Ejército José Chimarro en el Puyo, la Conaie envió una carta a la Conferencia y otros líderes religiosos. “Estamos en una situación muy difícil, necesitamos la mediación y la voz de la Iglesia”, dice el documento, suscrito por Leonidas Iza, Gary Espinoza, presidente de la Fenocin, y Eustaquio Tuala, presidente de la Feine.

“Es necesario que se abran caminos de paz con justicia social para nuestro país”, afirmaron los dirigentes.

La noche del 29 de junio de 2022, el ministro Francisco Jiménez anunció, desde el palacio de Carondelet que el gobierno había “decidido aceptar el proceso de mediación que ahora va a impulsar la Conferencia Episcopal Ecuatoriana”. Según Jiménez, el gobierno tomó esa decisión en función de “lograr la paz y devolver la tranquilidad al pueblo ecuatoriano”.  Jiménez dijo que notificarán su resolución a la Conferencia la mañana del 30 de junio de 2021.

Jiménez dijo también que el régimen ha comunicado a la Conferencia Episcopal que el cese de las manifestaciones “es un requisito importante”. Sin embargo, aseguró que el gobierno “no quiere poner condicionamientos” y dejarán que la Conferencia haga su trabajo.

Lo que sí pidió Jiménez a todas las partes en conflicto es que no haya “más brotes ni actos de violencia ni durante la noche ni durante tempranas horas de la mañana”. El ministro de Gobierno aseguró que esa clase de acciones podrían “eventualmente complicar que este proceso de mediación avance”.

Iza, por su parte, afirmó que estarán presentes en este proceso “para concluir con este diálogo, al cual invitamos a las autoridades del Estado”.

El dirigente dijo que espera que los que participen en el proceso “no sean intermediarios que trasladen nuestras ideas, sino garantes de un proceso de diálogo que tenga resultados”.

Además, en respuesta a las declaraciones de Jiménez sobre los actos de violencia, Iza pidió a sus seguidores que “depongamos cualquier actitud beligerante”.

Iza aprovechó el espacio para convocar a los “hermanos” que están en Quito a que se movilicen de forma pacífica el día 30 de junio. También le dijo a la ciudadanía capitalina que mantengan la calma y “ garanticemos este proceso sin perder la cordura, sin perder nuestra dignidad, siempre de pie, nunca de rodillas”, dijo al finalizar la transmisión.

Fuente: GK