Productores insisten al Gobierno que compre el excedente del banano con fondos de las multas por siembras ilegales

0
288

Los productores bananeros protagonizaron la tercera movilización en las vías en menos de 20 días al marchar en Guayaquil la mañana de este lunes, en las inmediaciones del Puente de la Unidad Nacional. Con carteles y gritos exigieron atención al Gobierno y las autoridades del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG).

Los principales reclamos se enfocaron en el precio de la caja de banano y la problemática del sector debido a la fruta que no se ha podido exportar a los mercados de Rusia y Ucrania por el conflicto bélico.

Segundo Solano, miembro de la Asociación de Bananeros de El Oro y parte de la Federación de Productores Bananeros del Ecuador (Fenabe), aseguró que están en el abandono y que no existen políticas públicas claras para su sector.

“Hemos decidido los productores bananeros salir a marchar, a protestar, a expresar nuestro rechazo, y angustia porque nos encontramos abandonados… estamos agonizando, en la quiebra, en la ruina, porque no estamos procesando”, sostuvo Solano, quien aseguró que al momento a los productores se les está pagando a $ 0,80 la caja de la fruta, cuyo precio mínimo de sustentación es de $ 6,25.

“Está en 0,80 centavos, $ 1 y $ 1,20 en el mejor de los casos”, aseguró el dirigente bananero, quien insistió en la posición y pedido del sector para que el Gobierno compre el banano que se ha logrado exportar.

Solano aseguró que para esta compra el Gobierno podría utilizar los fondos recaudados por las multas que se han cobrado por las siembras ilegales de banano, que según el dirigente deben estar por los $ 9 millones, aunque señaló que parte de estos recursos ya fueron dirigidos a la lucha contra el Fusarium Raza 4.

“Es el momento propicio para que esos dineros sean utilizados para comprar el excedente de la fruta”, insistió Solano.

Este pedido se da pese a la iniciativa conjunta entre el sector productor y exportador bananero, estos últimos iniciaron la semana pasada la compra de racimos de banano a los primeros para aliviar la sobreoferta.

Hasta el sábado pasado se proyectaban que se habían comprado alrededor de 685.000 racimos de banano que serán destinados a programas de alimentación de instituciones y organismos y también para el abono de plantaciones.

Sin embargo, Solano lamentó que en su provincia, El Oro, todavía no se haya comprado un racimo.

Fuente: El Universo